El libro de la semana: La habitación de los niños de Valentine Goby

LO QUIERO 🙂

“Si se marcha la música, habrás cerrado los ojos a la vida”.

La habitación de los niños Valentine GobyEste es uno de los aprendizajes o reflexiones que podrás sacar de este pequeño libro que en Francia, en 2014, recibió el Premio de los Libreros, un premio de gran prestigio. “La habitación de los niños” es su título y Valentine Goby, la autora, en él se nos cuenta, como en otros muchos libros un episodio de los campos de concentración ocurrido durante la II Guerra Mundial, en concreto en Ravensbrück, pero esta vez desde el punto de vista de una mujer que llega al campo de concentración embarazada de unos tres meses y que descubre que existe un mundo paralelo, la Kinderzimmer o habitación de los niños. Mila, la joven protagonista, tendrá que enfrentarse a los temores que infunden el no saber qué va a ocurrir en el campo de concentración unido a su total ignorancia con todo lo que tiene que saber de un embarazo, porque todo lo que sabe es una nebulosa.

Lo hemos elegido Libro de la semana porque es una de las pocas novelas que se centran exclusivamente en una mujer embarazada y que la sigue en todo su desarrollo, y porque profundiza más en los sentimientos, en los sentidos como el olor y la vista que en la acción, es otra manera de contar aquel período, de poder saber qué ocurrió. Creemos que es un libro necesario, esencial, que hay que leer porque no debemos permitir que el recuerdo se diluya.

Este es un libro intenso, de un ritmo poético a veces asfixiante, profuso en imágenes, de frases cortas, de palabras que van una detrás de otra, en el que la cabeza bulle y donde se contrapone como un diálogo musical la vida y la muerte, las prisioneras que mueren y los bebés que nacen. Con este libro no esperes pasar el rato y ya está, no, este libro te exige mucho, pero también te da mucho más de lo que te exige, lo prometemos, porque incluso en el peor de los momentos, incluso allí, donde está instalado el horror, pueden ver un cielo maravilloso.

 

EL TEATRO Y LA MÚSICA ESTÁN PREPARADOS:

Imaginaos un teatro y en el centro del escenario a Mila, la protagonista, que ya os hemos presentado antes, y el campo de concentración, Mila viviendo siempre en este plano en el presente que la sigue a cada momento, a este plano podéis añadir otras escenas casi congeladas del pasado, que se van entremezclando: la muerte de la madre de Mila y su odio por haberla abandonado; su padre tullido en sillas de ruedas que trabaja la madera; Mila trabajando en la tienda de música descifrando partituras para la Resistencia Francesa; la noche con el soldado herido de quien se quedó embarazada. Y ahora haced que todo esto baile que venga y se vaya, que dé una vuelta y vuelva, ahí tenéis “La habitación de los niños”.

La música, el cifrar, como nos cuenta Mila en un pasaje del libro, todo lo que ve, escucha y siente, tal como hacía para la Resistencia Francesa será en parte lo que la mantendrá cuerda y tener un sentido para vivir, hasta que nazca su hijo. Veremos que en el campo de concentración cada una de ellas encuentra su “música”, algunas piensan en comida, otras en su caballo, otras en poemas, en ropa, en no perder la picaresca y robar lo más grande que encuentres aunque te arriesgues a que te muelan a bastonazos, eso no importa, porque lo realmente importante es no perderte a ti misma.

Y veréis que una nana está siempre presente y que el campo está salpicado, de heroínas anónimas e imprescindibles.

Internarte en el este libro es bucear en la memoria histórica y un llamamiento para que no se olvide, es desaprender y reaprender el lenguaje, el nombre de las cosas y de las personas y sobre todo aprender a ser de nuevo libres.

La autora, Valentine Goby, nacida en Grasse, Francia, en 1974, publicó en 2002 su primera novela y desde entonces no ha dejado de escribir y publicar, es una autora a la que recomendamos no perder la pista.

LO QUIERO 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *